miércoles, 25 de septiembre de 2013

«Lo que se veía venir ya ha llegado y ahora no nos queda más remedio, pensando en el próximo futuro, que entendernos entre los más próximos: familiares, amigos, vecinos,...» (Perspectiva de futuro, Etorkizuneko perspektiba)

Por cualquier lado que miremos el entorno de crisis, encontramos sin ir muy lejos la palabra «túnel», o similar, para significar la falta de perspectivas, de horizonte y hasta la desesperanza que sienten muchas personas. No, no vamos a quejarnos ni a encerrarnos en la herida, teniendo este Nuevo Estilo de Relaciones que es un buen barco para compartir, también en cuestión de mirar al horizonte. No avanzamos muchos pasos en el NER y ya estamos oyendo hablar de futuro y que se nos invita o impulsa a mirar al horizonte y considerar que hay un futuro por construir. Un futuro no solamente empresarial, económico, sino un futuro para la Sociedad, mediante un Desarrollo Humano Sostenible.



El NER toma «la Sociedad como una realidad que une» y punto de partida para crear proyectos basados en las personas, focalizados en el cliente y la eficiencia, nos dice Koldo Saratxaga. Sí, ¿y cómo es este concepto, cómo existe esta idea de Sociedad en el NER? Una respuesta son todas las ideas que ner group promueve a través de su Equipo de Compromiso con la Sociedad —puedes ver un reciente resumen de su actividad aquí en castellano y en aquí en euskera—.

Esta letra, estos datos, tienen la música de unas ideas NER, un concepto de Sociedad por una parte conocedor de su realidad de hoy y por otra, creador de propuestas para ser más Sociedad. Así son las reflexiones y aportaciones compartidas por Koldo desde el blog de Herrigune Leioa y entre ellas hemos encontrado la frase que ilustra nuestra página hoy, dedicada a la perspectiva de futuro, etorkizuneko perspektiba, el elemento 9 del Nuevo Estilo de Relaciones. Te va a sorprender quizá todo o algo de lo que aquí dice Koldo, y muchos de nosotros probablemente compartamos el deseo de sentirnos en una Sociedad así.


«La vida tan movida que llevamos, debido al consumo como cultura moderna y la gran autonomía que los fabricantes de automóviles, que tanto nos quieren, nos aportan, hace que la vida en el entorno, en el barrio, no sea una de las preferencias de sus habitantes.

»Para muchos de estos niños y niñas esto puede ser normal, por lo que no sentirán que algo les falta, [y sentirán] que lo de las raíces es algo muy disperso, las costumbres son un poco de folclore, las personas del barrio unas más. Sí, lo que les rodea se ha globalizado y se están perdiendo las vivencias, las travesuras, las caras y roces con los más mayores que suelen quedar grabadas a fuego. Sí, recordar lo que otras cuadrillas mayores hacían y que algún día también a nosotros nos tocará experimentar.

»Bueno, hemos preferido, nos lo han vendido bien, que todo esté reglado y que todos/as estemos muy ocupados con nuestros temas personales, se llaman hobbies, y familiares, que bastante es con este ritmo de vida, y que otros, los políticos, la banca, las multinacionales, nos ordenen los pasos que dar e incluso lo que tenemos que pensar.

»Pues bien, lo que se veía venir ya ha llegado y ahora no nos queda más remedio, pensando en el próximo futuro, que entendernos entre los más próximos: familiares, amigos, vecinos,...

»Sin embargo, hay que verlo como una tremenda oportunidad de crecer en todos los sentidos, de poder recuperar los valores olvidados: la solidaridad, la cooperación, la amistad, la paciencia, la sencillez, la coherencia, el respeto a la naturaleza,... y las costumbres, culturas y experiencias que las personas del entorno, del barrio, acumulan.

»Me gusta la manera de expresar el concepto de “tribu”. Cuando todo se comparte, cuando se escucha: antes era a los ancianos, a los que más vivencias, experiencias ha n compartido y por tanto poseían, es decir, a los sabios del lugar. El conocimiento fundamentalmente proviene de las experiencias que uno ha tenido siempre que hayan sido vividas con ilusión, con pasión como parte positiva del caminar humano. Solo lo que hacemos con agrado nos deja sensaciones, posos que pueden ser transmitidos con cariño a los que nos escuchan, de lo contrario, serán piedras incómodas que se llevan en la mochila y se lanzan como dardos dolorosos.

»La educación es una trilogía entre Familia, Escuela y Comunidad, esto crea lo que conocemos como Sociedad.»















No hay comentarios:

Publicar un comentario